Elegir una carrera universitaria es una de las decisiones más importantes que una persona puede tomar, ya que esta repercutirá dentro de su vida de forma sustancial; sin embargo, muchas veces los jóvenes dicen “no sé qué estudiar”, ya que no tienen idea de cómo identificar sus aptitudes, o poner en orden sus intereses, por lo que el miedo a equivocarse crece.

La realidad es que las dudas que existen para elegir una carrea son provocadas por el conflicto que se crea a partir de los deseos propios y las opiniones de terceros, que muchas veces contrastan de tal manera que resultan incompatibles.

Para poder elegir una carrera de forma objetiva, existen diferentes fórmulas que te ayudarán a ordenar tus ideas de forma honesta, para que cada idea, deseo y habilidad sea identificado de forma adecuada, y de esta manera encuentres la carrera adecuada.

 

 

También te interesa leer: 7 consejos para que sepas qué estudiar en la universidad

 

 

Para elegir la carrera correcta se requiere de honestidad

El trabajo individual que se requiere para lograr identificar una vocación profesional puede ser muy duro, ya que requiere de mucha honestidad para lograr identificar de forma clara cuáles son los deseos reales que conducirán a una persona hacia la plenitud personal y profesional.

Existen herramientas como las pruebas vocacionales, que ayudan a que este tipo de trabajos introspectivos sean más sencillos, ya que utilizan recursos que brindan la sensación de ser menos invasivos, por medio de preguntas que ayudan identificar las habilidades y los intereses específicos de una persona.

Los instrumentos de orientación vocacional, diseñados por profesionales, son totalmente capaces de arrojar resultados muy acertados, ya que ayudan a poner orden a cada fortaleza y debilidad, para poder entregar resultados útiles que conduzcan hacia la elección correcta de una carrera profesional.

Revisa las ofertas que están a tu alcance

Además de prestar atención a tus habilidades e intereses, revisa las ofertas e instituciones educativas que se encuentran a tu alcance económico y cerca de tu casa o trabajo, ya que estos factores son importantes para lograr un buen desempeño y tener un mejor desarrollo.

Si la institución a la que aspiras es privada, puedes revisar con que tipo de programas de apoyo económico, becas o financiamiento cuenta, para que valores si es una opción a la que puedes acceder.

También es importante que revises otros factores que reflejen una buena vida universitaria, como lo son sus instalaciones, plantilla docente o actividades extracurriculares, que contribuyen de manera significativa para mejorar la experiencia educativa.

 

 

También te interesa leer: 10 motivos por los que estudiar en la universidad te permitirá conseguir trabajos bien pagados

 

 

Presta atención a los detalles que te ayuden a tomar una mejor decisión

Después de evaluar tus resultados de tu prueba vocacional y del lugar dónde puedes estudiar, comienza por analizar los detalles que te ayuden a elegir la mejor opción. Por ejemplo, revisa el programa educativo de la oferta y las oportunidades laborales que ofrece.

Con estos consejos podemos decirte que la próxima vez que escuches a alguien decir “no sé qué estudiar” podrás ayudarle a dar el primer paso para salir de la duda, y contribuir a una mejor toma de decisiones, para que cada vez contemos con profesionistas más comprometidos con su carrera.

Si como muchos por dudas e indecisión has pausado tu paso hacia la universidad, te dejamos este e-book totalmente gratis, dónde enumeramos las razones por las cuales debes volver a estudiar.