¿Sabías que si el estado no tuviese dinero, no podría cumplir con sus obligaciones básicas como lo son la salud y la educación, por ejemplo? El gobierno necesita contar con presupuesto para cumplir con sus obligaciones y eso no es algo reciente, esto es algo que viene de hace muchísimos años atrás. Para saber qué son los impuestos debemos remontarnos al pasado.

Existen textos muy antiguos, de hace más de 5.000 años, que mencionan la existencia de los cobradores de impuestos. Incluso en la Biblia, más precisamente en el Nuevo Testamento, aparece esta profesión. Es más, en la figura de uno de los apóstoles de Jesús: Mateo.

En estas épocas, la forma de gobierno era totalmente diferente y la civilización también; sin embargo, la forma de recaudar fondos era prácticamente la misma.

Los impuestos actualmente se usan para solventar los gastos públicos, y en este artículo entenderás mucho más sobre el tema y verás en detalle para qué sirven, los tipos de impuestos que existen y cuál es la profesión que debes seguir si te interesa el tema.

Interesante ¿verdad? ¡Acompáñanos y verás!

¿Qué son los impuestos?

Los impuestos son los valores que se le paga al gobierno para que pueda solventar los gastos públicos. Los impuestos son obligatorios y se calculan en forma de porcentajes.

Estos tributos deben ser pagados tanto por personas físicas como por personas morales.

Las personas físicas, también conocidas como personas naturales, son los individuos comunes y corrientes, mientras que las personas morales o jurídicas, a pesar del nombre, no son personas y sí empresas constituidas.

¿Para que sirven los impuestos?

Los impuestos sirven para pagar los gastos del estado, gracias a estos es posible financiar la construcción de obras públicas como carreteras, estaciones eléctricas, aeropuertos, etc. También permiten cubrir los gastos que se invierten en salud, educación, seguridad, ayudas sociales, entre otros.

De los impuestos también se extraen los valores para pagar los sueldos a los gobernantes y a todo el poder público, como los ministerios, las fuerzas armadas, las entidades federativas y los municipios.

Además, parte del dinero recaudado se destina a pagar la deuda pública.

La recaudación de tributos es la principal fuente de ingresos del estado, sin ellos no sería posible mantener un país.

¿Qué tipos de impuestos existen?

En México existen básicamente 3 tipos de impuestos: federales, estatales y municipales y estos a la vez se subdividen en otros dos: directos e indirectos.

Los impuestos directos son aquellos que pagan aquellos que poseen algo y los impuestos indirectos, los que consumen alguna cosa.

El impuesto directo más conocido es el impuesto sobre la renta. Como impuesto indirecto podemos citar el IVA.

Impuestos municipales

Los impuestos municipales son los que se le pagan al municipio. Uno de los más populares es el impuesto predial, que es el tributo que se cobra por una propiedad o por un inmueble.

Impuestos estatales

Los impuestos estatales son aquellos que se aplican dentro de cada estado y no se pueden trasladar a otro. Uno de ellos es el tributo de la tenencia vehicular, el cual sólo se aplica en algunos estados.

Impuestos federales

Los impuestos federales son los más amplios y como ejemplo podemos citar el impuesto sobre la renta y el IVA.

¿Cómo saber si se están pagando los impuestos correctamente?

El cálculo de los impuestos no es algo que se aprende de la noche a la mañana, son muchos detalles que deben considerarse para no cometer ningún error.

La falta o la demora en el pago de algún tributo puede traer consecuencias serias, por tanto, es algo que debe tomarse con seriedad y responsabilidad. Sólo pagando los impuestos correctamente pueden evitarse inconvenientes.

Para evitar cualquier problema legal por la falta del pago de los impuestos o el pago incorrecto, es necesario consultar con un profesional competente que haga esta tarea.

¿Qué profesional puede hacer los cálculos correctos?

El profesional responsable de realizar esta tarea es el contador. Sólo él estará preparado para calcular los impuestos, ya sea de una persona física o una persona jurídica.

Existen contadores especializados en cada uno de estos segmentos y su labor es hacer los cálculos necesarios para hacer estos pagos de acuerdo con la ley.

Las ventajas de entregarle esta tarea a los profesionales de la Contaduría es que además de tener la seguridad de estar pagando los tributos correctamente y al día, el contador no permitirá que se pague nada demás.

Muchas veces la falta de conocimientos hace que el pago de los impuestos sea hecho de forma equivocada y se pague más de lo necesario. Es por este motivo que el contador es el único que puede realizar esta labor correctamente.

¿Qué necesito para convertirme en un contador?

Si te interesan las tareas relacionadas con las finanzas y te gustan los cálculos puedes encontrar en la Contaduría una profesión.

Para convertirte en un contador es necesario cumplir con algunos requisitos mínimos y te los mostraremos a continuación.

Es imprescindible contar con por lo menos una Licenciatura en Contaduría para trabajar en esta profesión, a partir de ahí dependerá el tipo de especialización que quieras realizar para continuar tu carrera en el área.

Si deseas puede certificarte como contador público, así podrás tener nuevas perspectivas de empleo y mejores salarios.

Para convertirte en un trabajador certificado de esta área debes hacer primero el Examen Uniforme de Certificación (EUC) aplicado por el Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP).

Esta certificación servirá como aval de que quien la posee tiene las habilidades y los conocimientos necesarios para ejercer esta función.

La Licenciatura en Contaduría Pública te da las herramientas necesarias para que puedas empezar tu carrera en el área y existen diversas formas de seguir tus estudios.

Si tienes poco tiempo puedes cursar la Licenciatura en Contaduría Publica a distancia, de esta forma es mucho más fácil conciliar el trabajo con la educación superior y poder cumplir el sueño de obtener una carrera rentable que te ofrezca un mejor futuro.

Ahora que ya aprendiste qué son los impuestos y que descubriste algo más de esta interesante profesión que es la Contaduría, continúa tu aprendizaje sobre esta y otras carreras suscribiéndote a nuestro newsletter.

También, te invitamos a conocer las carreras universitarias que Universidad ETAC tienen para ti, además de la licenciatura en Contaduría.